Mi suegra también sabe de finanzas

platillo polloMi suegra es una mujer fantástica con muchas cualidades. Entre  todas ellas, una de las más reconocidas es su cocina. Recién casada y tratando de estar a la altura, invertí en numerosos libros de cocina, utensilios y condimentos. Cada fin de semana intentaba seguir las recetas al pie de la letra, a veces consiguiendo aciertos pero también muchos fracasos culinarios. Hasta que un día mi maravilosa suegra tuvo a bien regalarme su mejor secreto: Los mejores platos se cocinan con lo que ya tienes en tu refrigerador.

No solo se trataba de evitar comprar ingredientes que, después de utilizar un poco, se perderían en el fondo de la despensa o de invertir horas y horas descifrando como utilizar ese especializado triturador de perejil que, al final de cuentas, conseguía el mismo efecto que un cuchillo bien afilado. El secreto era, me dijo, estudiar cada receta y adaptarla a lo que yo ya tenía, sustituyendo, probando e innovando. No solo ahorré mucho dinero sino que también encontré que cocinar podía ser divertido y que el secreto de la suegra aplica para nuestras finanzas personales.

¿Cuántas veces nos sentimos rebasados al tratar de seguir los consejos de los expertos? Invierte aquí, no gastes en eso, utiliza esta herramienta… a veces éstas recetas funcionan, otras más parecen tan complicadas que mejor ni intentarlo pero ¿qué tal si lo intentamos haciendo uso de lo que ya tenemos?

No todos los consejos financieros son para seguirse al pie de la letra. Las finanzas personales, al igual que la cocina, pueden tener nuestro propio sazón. El riesgo puede ser el picante que a muchos les parece intolerante y otros apetecen en cada platillo. El nivel de endeudamiento se parecería a la grasa que algunos tratamos de evitar y otros toleran de maravilla. Podemos perder el miedo a las recetas financieras si sabemos lo que hay en nuestro refrigerador y adaptamos esa receta a cada uno de los ingredientes con que contamos: ingreso, ahorro, edad, apetencia al riesgo, nivel de endeudamiento, deseos y necesidades.

El cocinar requiere de paciencia y experiencia, las finanzas sanas también. Es posible cometer errores pero siempre podemos intentarlo de nueva cuenta. Después de todo, nada como la experiencia de entrar a la cocina con música de fondo y una copa de buen vino. ¿Listos para preparar un platillo delicioso para su cartera?

Karla Bayly

10 comments for “Mi suegra también sabe de finanzas

  1. enero 25, 2010 at 10:42 AM

    Excelente, yo siempre me pongo a leer casi todos los artículos sobre finanzas personales, libros y demás información que tenga pero lo importante no es aprenderte TODOS los métodos , si no tomar lo mas importante de cada cosa y lo que mejor se te acomode a tu estilo de vida. Por ejemplo mi mejor herramienta para llevar el control de mi dinero es una libreta a rayas y una pluma. Me gusto mucho tu articulo, saludos.

  2. Adina
    enero 25, 2010 at 10:47 AM

    Excelente, Karla. Para todas las mujeres que piensan que por dedicarse al hogar (que cada vez son menos) no tienen las armas para invertir o para salir al mercado de trabajo.
    Lo que se aprende en “labores domesticas” es perfectamenet bien aplicable a las “labores profesionales”.
    Un abrazo

  3. Ana
    enero 25, 2010 at 10:57 AM

    Karla:
    Gracias por el Post, les comparto que yo soy recién casada y al principio estuve tomando clases de cocina porque definitivamente estaba en ceros y el tema era un gran agobio para mí. Un día tenía ganas de hacer un pollo oriental y tomé el libro de recetas que me regalaron en la despedida de soltera, vi que en la receta había muchos ingredientes que no tenía todavía en mi despensa de recién casada como hiervas de olor, pimienta y otras cosas así que hice la receta a mi modo con las cosas que sí tenía y la receta quedó espectacular y a mi esposo le encantó. Así que aprendí que lo importante era hacer una adaptación personal de la receta y que cocinar era realmente divertido cuando empiezas a hacer tus propios experimentos.

    Con las finanzas es igual, no hay que seguir al pie de la letra la receta. Te comparto que yo leí los libros de Adina Chelminsky y tomé muchas ideas valiosas de su libro para hacer mi presupuesto mensual y de ahí lo fui adaptando a mi propia realidad. También he tomado muchos tips de este blog y de revistas de finanzas que me gusta leer.
    Así como a las suegras y a las mamás les gusta compartir sus recetas a mí me gusta compartir con mis compañeros y amigos los principios de la salud financiera para que cada quien tenga elementos de hacer su propia estrategia financiera. Creo firmemente que unas finanzas sanas siempre ayudarán a tener una buena armonía para la vida en familia.

    Buena semana a todos.

  4. sangarser
    enero 25, 2010 at 12:59 PM

    Excelente Karla:

    Creo que este principio aplica para muchas cosas, pero lo que me a mi me deja es lo siguiente: Explota lo que tienes y no trates de volverte bueno en algo que no lo eres tanto. Tal vez pierdas más tiempo tratando de crecer en tus debilidades que afianzando tus fortalezas, sobretodo si se trata de emprender. Hay que buscar en el refrigerador de uno y voltear a ver esas habilidades, capacidades y conocimiento que están por ahí escondidas y que todavía “están buenas”, en lugar de adquirir otras que te van a costar tiempo, dinero y tal vez pérdida de oportunidades. Mil gracias

  5. Hluot Firthunands
    enero 25, 2010 at 6:25 PM

    Hola:

    Precisamente por esto, cuando empece a leer sobre interes compuesto agarre el Algebra de Baldor. Era lo que tenia a la mano.

    Me gusto el post.

    Saludos

  6. so
    enero 25, 2010 at 6:47 PM

    que gran post! a mi me da una flojera HORRIBLE andar “cazando ingredientes” en las tiendas, asi que por eso, no seguía recetas de libros, pero usaré la táctica de tu suegra para aprender más 🙂
    por cierto, no se me olvida lo que te debo pero confieso que he estado en una especie de sequía de ideas medio gacha.
    Ya tengo la idea, y espero esta semana tenerlo listo.
    Abrazos!

  7. admin
    enero 25, 2010 at 10:59 PM

    Gracias a todos por sus comentarios. Acaban de hacer de éste el post más chuleado de todo el blog 🙂

    So, qué bien! Esperaré con ansias 🙂 Tks!

  8. enero 31, 2010 at 12:00 AM

    Karla,

    Muy bien por el post. Excelente forma de quedar bien con la suegra, de educar a tus lectores y además captar nustra atención con la historia. Muy buena estrategias. jaja.

    Me llevo varias ideas:

    1. Siempre debes hacer algo lo mejor que puedas con lo que tengas a la mano.

    2. No todas la ides de expertos se aplican en cada momento. Los chefs poner recetas con ingredientes complejos y tiempos de cocción dificieles de lograr en casa. Con las finanzas es igual.

    3. Para mi Kiyosaki es como uno de estos chefs. Ideas muy elaboradas que pueden funcionar en ciertas circunstancias pero no el la practica de los ortales.

    Creo que cada uno de repente se enfrenta a querer en finanzas una receta de cocina para ponerla en practica pero no se da cuenta que hay ingredientes y aparatos dificiles de conseguir.

    Saludos, Buen Post.

    Eloy López.

    P.D. Encontraste una buena forma de que el hombre guapo te siga amando.

Comments are closed.