Cómete a la vaca… en pedacitos

¿Te has propuesto alguna vez algo y has “tirado la toalla” a medio camino? Son varias las razones por las que podemos desertar a la hora de llegar a nuestras metas, pero una de las más frecuentes es que nos enfrascamos en batallas heroicas de todo o nada.

Correr un maratón, estudiar una maestría, comprar un coche, poner las finanzas personales en orden  ¡Y arrancan! Claro que todas ellas son formidables pero ¿qué pasa cuando perdemos la motivación a medio camino?

Imagina que llegas a tu restaurante favorito (carnívoro, por supuesto) y te ponen a una vaca enfrente… ¡Uf! Te apuesto que ni empiezas. La labor de masticar 500 kilos de carne parece titánica y, como nunca vamos a terminar, mejor ni comenzamos. Lo mismo pasa con nuestras metas más importantes. Parecen tan lejanas y requieren tanto trabajo que mejor ni tomarnos la fatiga de soñarla.

¿Qué pasaría si en lugar de la vaca te sirven un buen pedazo de arrachera y además lo acompañas con un vinito (o agua de Jamaica para los muy sanos)? ¿Te das por vencido o “se te hace agua la boca”? ¡Así es! Tomamos el primer bocado y no paramos hasta estar satisfechos.

Lo mismo podemos hacer con las enormes metas que deseamos alcanzar. Sanear las finanzas personales no es cuestión de un día ni de perderte una venta nocturna. Es el conjunto de pequeñas acciones que te permitirán tomar el control de tu dinero. En lugar de desesperar por no ver la luz, córtale un pedacito a esa vaca y comienza por ahí. El pedazo, al igual que en el menú de un restaurante será al gusto de cada quién, tú decides por donde comenzar de acuerdo a tus prioridades.

Ir pedazo a pedazo nos ayuda a mantener la motivación gracias a que alcanzamos metas intermedias y podemos festejar esos logros. No vamos a esperar hasta poner todas las tarjetas en ceros para sentirnos libres, sino que festejaremos cada una de ellas que vayamos limpiando y un cobrador menos al que aguantar. Tampoco pospondré mi felicidad hasta juntar lo suficiente para invertir en banca patrimonial (de $500,000 en adelante) sino que voy a sentirme contenta y motivada con mi primera inversión y a seguir ahorrando para llegar a donde quiero estar.

Si quieres practicar un poco te recomiendo descargar el audio de la sesión gratuita de Coaching  “Estableciendo Metas a Largo Plazo”, la liga también te da acceso a un cuaderno de trabajo (pdf) que puedes utilizar para “rebanar la vaca” como mejor te parezca.

Suerte y feliz inicio de semana!

Karla Bayly

6 comments for “Cómete a la vaca… en pedacitos

  1. mayo 10, 2010 at 7:56 AM

    Karla,

    Las pequeñas victorias son importantes para las grandes metas. Celeberar de una en una ayudara a sentirnos motivados. Me encantó la forma en que lo planteas. Hace poco terminé de leer un Libro de Dave Ramsey donde recomienda para iniciar tener una pequeña gran victoria que te ayude a arrancar, despues a la mitad del programa te dice que es la parte más dificl porque requiere de un esfuerzon mayor que el inicial.

    Excelente forma de ponerlo.

    Saludos,

    Eloy López

  2. mayo 10, 2010 at 12:45 PM

    Nunca me había visto tan reflejado en un post como en este, siempre paso por el proceso de empezar algo y ver que todavía está muy lejos, cuando apenas empiezo, y termino por dejarlo a la mitad. Me cuesta mucho ver a la vaca como una arrachera, pero es algo que tengo que empezar a pensar, de otra manera, todo parecerá demasiado complicado antes de haber avanzado lo suficiente.

  3. admin
    mayo 10, 2010 at 5:38 PM

    Antonio,

    Dicen que nadie puede hablar de lo que carece. Creéme que más de una vez he dejado pasar a “mis vacas” a un lado. Pero aprendiendo a visualizar las cosas paso a paso cada vez se me escapan menos 🙂

  4. admin
    mayo 10, 2010 at 5:38 PM

    Gracias Eloy. Abrazo!

  5. mayo 11, 2010 at 10:08 AM

    Hola Karlita!
    Que excelente tema te aventaste a tratar! Y es verdad cada una de tus palabras. ¿Cuantos no nos vemos reflejados en ellas, y vemos como hasta la colina mas llana se llega a convertir en la montaña mas inalcanzable y todo por no planear e ir poco a poco? Bien se dice de aquello de “Comerte el mundo de un bocado” pero lo que no te cuentan, es que despues viene con ello la indigestion por no haber tomado las previsiones convenientes. Y como mencionas, esto no solo aplica en nuestras finanzas sino en cualquier area de nuestras vidas. Así que sabiendo hacer las cosas sin prisas y bien pensadas, sera más fácil lograr las metas propuestas aunque tomen un poco mas de tiempo. Lento pero… seguro! Saludos!

Comments are closed.