¿Cómo dejar de ser un zombi y conseguir un aumento de sueldo?

como conseguir un aumento de sueldoUno de los lemas para ganar más dinero es el de convertirnos en generadores de ingresos explotando nuestra veta emprendedora, pero ¿Existe la opción de trabajar para alguien más y desarrollar una carrera profesional la vez que nuestro ingreso aumenta? Dejar de ser un zombi chupa-prestaciones y convertirte en un empleado valioso es el secreto para lograrlo.

Contrario a lo que nos enseñaron en casa y reforzaron en la escuela el trabajo duro y ser puntual  ya no es suficiente. Dejemos a un lado la emocionalidad y exploremos la perspectiva de la empresa: Cuando aceptamos el trabajo firmamos un contrato (que no es otra cosa sino un acuerdo de voluntades) que nos compromete a desarrollar una serie de actividades, dentro de una jornada laboral definida a cambio de un salario establecido. Llegar a tiempo todos los días y “sacar la chamba” es nuestra obligación, a cambio de ello la empresa paga. No hay vuelta de hoja.

Para saltar de un tabulador a otro y cambiar de modelo de escritorio, es menester asumir la responsabilidad de aportar al crecimiento de la empresa. Para hacerlo comencemos por identificar las áreas o rubros del estado de resultados en dónde nuestro trabajo puede impactar. Analiza cómo incide tu puesto en lo siguiente:

1. Aumentar Ventas: ¿Tiene tu trabajo que ver con crecer las ventas? Traer nuevos clientes, detectar o desarrollas nuevas necesidades en los clientes actuales o crear nuevos productos o servicios son puntos a tu favor.

2. Reducir el Costo de Venta: Un error cotidiano de los equipos de producción es el de desligarse de los costos. Se comprometen a “cumplir” con unidades sin importar que se incurra en mayores costos. Optimizar los procesos, eliminar desperdicios y re-trabajo  y además ser capaces de cuantificarlo ($$$) debe ser punto prioritario en tu agenda. Igualmente, reducir o eliminar la morosidad del pago de los clientes, estrechar el ciclo de efectivo y otorgar crédito bajo condiciones ideales son el punto débil del vendedor “carismático” enfocado solo en la venta.

3. Controlar los gastos: Date una vuelta por la noche en cualquier área de corporativos y piensa en todo el dinero tirado a la basura porque no existe una política para apagar luces, computadoras y aires acondicionados que nadie está usando. ¿Cuántos empleados se auto-asignan la prestación de poder hacer llamadas de larga distancia a sus parientes en El Congo o Timbuctú? Más de un gerente de recursos humanos padece gastritis cuando se le pide que baje el presupuesto para la fiesta de Navidad. ¿Puedes hacer algo por reducir los costos de tu área? Ejecútalo, cuantifícalo y lleva esos números a tu próxima evaluación de desempeño.

4. Impuestos, financiamientos y gastos legales: ¿Pagas impuestos o cuentas con la mejor estrategia fiscal (ojo, no tranzas), obtienes y administras créditos u obtienes el mejor financiamiento, apagas fuegos legales o los previenes ahorrando contratiempos y dinero?

Convertirte en el empleado ideal tendrá un efecto positivo en tus finanzas y le añade estrellas a tu currículum, pero no basta con lograr ese impacto positivo sino poder cuantificarlo y demostrarlo a tus superiores. Existe sí, la posibilidad de que tu trabajo haya impactado positivamente en estos rubros, hayas logrado demostrarlo y no consigas el aumento. En ese caso te habrás convertido en una persona valiosa con la capacidad de desempeñar tu excelente trabajo en donde sí estén dispuestos a pagar por lo que vales. ¿Qué tipo de empleado deseas ser?

Karla Bayly

1 comment for “¿Cómo dejar de ser un zombi y conseguir un aumento de sueldo?

Comments are closed.