No desvistas a tu santo

compras meses sin interesesDarnos demasiados “gustos” en esta época de Navidad a costa de escalar una terrible “cuesta de enero” equivale a desvestir a tu santo para vestir a otro. Lo sé, a nadie le gusta escuchar (o leer) que es necesario conservar la cordura en esta época llena de festejos y compromisos, pero lo cierto es que corremos a las tiendas y restaurantes como si no hubiera un mañana… o un Enero.

No se trata de encerrarse en casa y decretar una prohibición a los regalos de Navidad, solamente de presupuestar los gastos que tendrás al inicio del año y gastar de acuerdo a tus posibilidades sin caer en el sobreendeudamiento. Piensa que si en esta época que suele representar un incremento en tu ingreso es necesario endeudarse, entonces nada hace pensar que con tus ingresos corrientes a lo largo del año podrás solventar dichas deudas.

Diciembre me gustó… para mejorar la casa. El fin de año es una época de bonanza para las tiendas de decoración y electrodomésticos. Muchos de estos establecimientos ofrecen la opción de pagar a meses sin intereses lo cual es excelente, siempre y cuando seas totalero (pagues el 100% del adeudo cada mes). De lo contrario estarás acumulando deudas que se convertirán en la “muerte a pellizcos”*

Un pequeño consejo: Evita adquierir ropa o zapatos a 48 meses sin intereses. Los productos que se compran bajo este esquema DEBEN tener una vida útil mayor al tiempo que destinarás a pagarlos. ¿Ese vestido estará a la moda en dos, tres ó cuatro años? ¿Tus hijos cuidarán esos zapatos o seguirán utilizando ese videojuego para la siguiente Navidad?

El mejor inicio de año

¿Quieres consentirte y consentir a tu familia? ¡Nada mejor que un inicio de año sin estrés! Recuerda que lo que bien comienza bien termina, así que haz una lista realista de los gastos que tendrás en Enero. No olvides incluir en esta lista esos cargos a meses sin intereses que suelen esconderse tras un lapsus de amnesia ni tampoco considerar un incremento de alrededor del 22% en tu consumo de energía eléctrica** si eres de los que decidieron disfrazar su casa de Villa Navideña. ¿Tienes hijos? Ten en cuenta dos cosas: el frío de invierno probablemente te obligará a visitar al pediatra (presupuesta consulta más antibióticos), también estarás a un paso de pagar reinscripciones en Febrero, así que reserva una cantidad para este propósito.

El pago de impuesto predial y de tenencia no son imprevistos, así que tampoco se vale que te tomen por sorpresa. Sí, suena feo que tú esperado aguinaldo o bono anual tengan que destinarse a ese fin pero créeme que es más barato que acumular deudas en tu tarjeta de crédito.

¿Ya consideraste todos estos NO imprevistos? Muy bien, ahora réstalos al excedente que tienes este mes en tu cartera y, si el saldo es positivo, utilízalo sin culpas para hacer de esta Navidad un evento que no te conducirá a la bancarrota.

¡Felices fiestas!

Karla Bayly

*”Muerte a pellizcos” frase cortesía de @Alejou vía Twitter

**Según datos de la Revista del Consumidor edición Diciembre 2010

6 comments for “No desvistas a tu santo

  1. diciembre 13, 2010 at 10:51 AM

    Inicio de año sin estrés no tiene precio!

  2. diciembre 13, 2010 at 9:21 PM

    ¡Buenísimo! Nosotros con estudio de diseño recién estrenado no podemos darnos el lujo de hacer gastos importantes en Diciembre, pero te cuento que me pasaba cuando estaba trabajando en oficina: ¡Me cansaba de no tener dinero! y entonces gastaba todo lo que tenía, sintiendo que por fin al menos una vez al año podía darme muchos gustos inalcanzables durante el resto. Al fin y al cabo, ¿me lo merecía, no?
    Ahora si cayera un megacliente en estos días y me diera una especie de ‘aguinaldo’ se iba para gastos de Enero y el resto a ahorro, pero luego uno con su propio negocio piensa diferente =)

  3. sangarser
    diciembre 13, 2010 at 9:54 PM

    Demasiado tarde… ya me gasté mi aguinaldo… pero en pagar deudas. De esta forma trataré de empezar enero más ligero. Trataré de gastar en esta temporada solo lo que tenga líquido y no usar tarjetas para empezar por lo menos mejor que este año. Un abrazo y feliz adios al 2010

  4. admin
    diciembre 14, 2010 at 8:40 AM

    Sandy,

    Conozco el sentimiento 🙂 “Si uno ha trabajado taaaanto, habrá que darse un gusto” Y claro, se nos van los pies con los gustos y andamos sufriendo todo el año. Afortunadamente parece que ambas hemos aprendido la lección (a golpes, pero la aprendimos!!)
    Que tengas excelente inicio de año y los mejores deseos para tí y tu proyecyo de vida.
    Abrazo!

  5. diciembre 21, 2010 at 3:49 PM

    Inicio de año sin estrés no tiene precio!

Comments are closed.