En sus marcas… ¿listos? ¡Vacaciones!

semana santa 2011

Si estas a un paso de salir de vacaciones, he aquí algunos consejillos y pensamientos que van más allá del clásico “revisa tu auto antes de salir a carretera” pues las descomposturas mecánicas no son lo único que puede dañar tus finanzas personales:

  • Las vacaciones son para descansar y liberar la mente, no para crear más estrés al regreso por preguntarte ¿cómo $%& voy a pagar todo esto? Ten clara la cantidad que puedes gastar en estos días sin afectar tu economía ni sufrir para hacer frente a los gastos fijos una vez que la vacación termine.
  • ¿A carretera con tu familia y/o amigos? No viajes en un auto sin póliza de cobertura amplia. Protege a lo que más quieres. Es increíble la cantidad de personas que compran un seguro de auto pensando solo en los fierros y no en las personas que viajarán en el auto.
  • No solo le “eches la bendición” a tu casa. Antes de salir de vacaciones contrata un seguro de casa. Protégete de robo y otros incidentes. Te sorprenderá lo fácil y económico que es contratar un seguro para tu casa pero, aún mayor la paz mental que te dará no estar en la playa tratando de recordar si cerraste bien las puertas.
  • ¿Vas a cruzar la frontera en auto? Revisa la póliza de tu seguro, si no tiene la extensión a cobertura en el extranjero corre a comprar una. Otro beneficio que casi nadie conoce por no leer la póliza del seguro y que muchos ya incluyen.
  • Antes de firmar a “meses sin intereses” considera que 48% de los tarjetahabientes no pagan a tiempo y 70% pagan intereses sobre sus compras sin intereses. No comprometas los siguientes 18 meses de tu sueldo por una compra impulsiva a la orilla del mar.
  • Nunca es mejor momento para aprovechar la anualidad de tu tarjeta de crédito que al momento de salir de vacaciones así que revisa tus contratos ¿los tienes aún? O llama al centro de atención a clientes para preguntar cuál es el procedimiento de reclamo en caso de que no lleguen tus maletas a tiempo o si tienes alguna eventualidad. Algunos bancos ofrecen beneficios adicionales en esta temporada y quizá alguno de ellos mejore tus vacaciones. Pregunta sobre los seguros que incluye esperando no utilizarlos pero con la tranquilidad de saberte protegido.
  • ¿Sabes de memoria los números de tus tarjetas y lo teléfonos del banco? Anótalos, si no ¿cómo las reportarás en caso de pérdida?

Que estos sean unos días de gran descanso. Nos leemos la próxima semana.

Karla Bayly